3 Consejos para salir de tu zona de confort

Que se sepa de inmediato: a nadie le gusta salir de su zona de confort. Hay una separación entre esta área, donde tenemos una rutina y hábitos, la zona de aprendizaje, que consiste en hacer viajes y descubrir cosas nuevas que nos gustan, y la zona de no confort, que nos hace el miedo. Pero seguir estos pasos y tomar el coraje para enfrentar situaciones que nos incomodan trae una gran confianza y la sensación de que todo es posible . El sitio de Estados Unidos Psychology Today brinda algunos consejos para facilitarlo.

Reconozca sus miedos

Cuando tenemos miedo de algo, siempre encontramos excusas para evitarlo. Reconocer los propios límites ya es un paso muy importante en el proceso de salida desde la zona de confort. Pregúntese: "Si no estuviera nervioso por encontrarme en esta situación, ¿sería interesante y beneficioso para mí participar?" Si la respuesta es positiva, es una señal de que el miedo te impide avanzar (¡y eso es perfectamente normal!)

Estableciendo objetivos pequeños

Si hablas con una multitud de extraños le da sudores fríos, ¿por qué no empezar hablando con dos personas con las que siente que podría llevarse bien? Tomar riesgos sin organizar un "plan de ataque" es contraproducente. Adapte la estrategia a la situación para evitar sentirse oprimido y recuperar el control a su manera. Otro ejemplo: ¿vivir en el otro lado del mundo te paraliza? Comienza aprendiendo todo lo posible sobre el país, luego escribe la lista de cosas que necesitas preparar y conoce a personas que ya tuvieron esta experiencia.

Pide ayuda

¡A dos, somos más fuertes! Un amigo, miembro de la familia, mentor o incluso un colega es una ayuda potencial que aumenta sus posibilidades de alcanzar su objetivo. El apoyo de esta persona aporta una dosis de coraje, inspiración y motivación adicional para enfrentar los momentos difíciles. Con un poco de paciencia, esfuerzo y determinación , puede enfrentar cualquier temor.